Saltar al contenido

Ventosas: Lo que debes saber

Ventosas o Fire Cupping

Las ventosas, o como se conoce en otros lugares «cupping» o «Hijamah», es una terapia tradicional de uso primitivo. Sus registros se encuentran en diversas partes del mundo, principalmente en la china como también en los egipcios, arábes, entre otros. Actualmente se aplica como una técnica natural y sus principales objetivos es controlar el dolor y padecimientos físicos.

Las ventosas o cupping se han utilizado desde hace años atrás para disminuir dolores del cuerpo humano y alteraciones de otro naturaleza. Como cualquier terapia, se debe tener los conocimientos necesarios ya que una mala aplicación de la misma puede conllevar efectos secundarios y reacciones adversas. A su vez es una técnica que aporta numerosas indicaciones para mejorar las contracturas musculares, eliminación de toxinas, reducción de la retención de líquidos y mejora de dificultades respiratorias.

Su mayor ventaja se basa en favorecer la calidad de vida de las personas cuando hay alguna alteración de la salud.

Definición

Las ventosas son un modo de terapia que tienen como fin absorber la piel por medio del efecto de vacío con un frasco. Hoy en día, las ventosas consisten en una válvula de una sola dirección y una palanca que es la causante de provocar el efecto vacío, así se previene la posible quemadura del algodón. Inicialmente este efecto se ocasionaba mediante la combustión del oxígeno en el interior de la ventosa al colocar un algodón ardiendo.

El fin es estimular un lugar en especifico del cuerpo. Su finalidad es el de mejorar el flujo sanguíneo de la zona, de esta manera ocurre el desecho de diferentes sustancias y permite mayor entrada de oxígeno y nutrientes para generar un objetivo terapéutico.

Efectos Fisiológicos y Terapéuticos

  • Efecto revulsivo (inflamación externa para quitar un problema interno)
  • Provoca relajación muscular y es descontracturante.
  • Genera un efecto analgésico.
  • Hiperemia (aumento de la irrigación sanguínea) local.
  • Eliminación de factores patógenos externos, sobre todo frío y humedad.
  • Activación de la circulación de la sangre.
  • Estimula el metabolismo.
  • Regulación del sistema nervioso.
  • Aumenta las defensas.

Indicaciones

  • Dolores musculares y articulares.
  • Migrañas.
  • Artrosis y artritis.
  • Asma.
  • Anemia.
  • Ciáticas.
  • Problemas genitales y hormonales.
  • Drenaje del organismo.

Contraindicaciones de las ventosas

  • Fiebre.
  • Convulsiones.
  • Trastornos de la coagulación.
  • Embarazadas.
  • Regiones con edemas.
  • Afecciones de la piel

Método de Aplicación

La forma más común de aplicación es la ventosa fija seca: La aplicación es de contacto inmediato con la piel del paciente. Principalmente, se hace a lo largo de la espalda, en un número de 6 a 10 ventosas

Ya una vez que se coloca a ambos lados de la musculatura paravertebral, se mantienen durante unos diez o quince minutos, tiempo suficiente como para que se provoque la hiperemia local en la piel (efecto violáceo). Después quitan las ventosas. Normalmente se provocan hematomas en la piel generados por la succión. Los cuales suelen desaparecer a los días o semanas.

Otros tipos de aplicación

Sin embargo, existen otras modalidades de aplicación como lo son:

  • Masaje: Principalmente se coloca aceite, Luego de que se ha colocado la ventosa sobre la piel y se provocado el vació, estoestimula la circulación de la sangre y de la linfa, tiene como fin eliminar toxinas.
  • Aplicación y extracción de la ventosa: Se trata de colocar una ventosa  durante unos segundos y luego cambiar el lugar de tratamiento, este método de aplicación sobre la espalda para la acumulación de mucosidad  pulmonar.
  • Wet cupping o sangrado con ventosa: En una zona inflamada se aplica una ventosa durante tres minutos, y posteriormente para disminuir la hinchazón se saca un poco de sangre por medio de una incisión superficial en la piel.